Cirugia inesperada en Berlin.

Berlin

Foto sacada de otro dia pero imagina la misma temperatura, mas un poco de nieve

Viernes 15 de enero

2:00 am

Me despierto en el medio de la noche con un dolor anormal muy intenso en mi barriga

3:30  am

El dolor continua por hora y media y me toca recurrir a mi doctora personal ubicada en Colombia. Mi mama.

5:00 am

Después de haber intentado los consejos de mi doctora personal, de haber intentado vomitar y de tratar de hacer todo lo que pude haber leído en Google me rendí. Mi barriga sentía como si estuviera siendo saturada con puntas muy afiladas y decidí entonces salir con Gianna hacia la clínica más cercana en una madrugada muy fría ambientada con la nieve que empezaba a caer y el frio golpeando mi cara.

5:30 am

Llegamos al hospital después de 5 minutos en el taxi los cuales parecieron 2 horas y corremos a urgencias. Una ultima vomitadita antes de entrar. Tuvimos demasiada suerte porque no había nadie y me atendieron inmediatamente. Me dieron unos medicamentos para el dolor los cuales tomaron efecto después de casi 20 minutos. Tiempo en el cual el dolor se hizo más intenso y nunca antes en mi vida había sentido algo así.

6:00 am

El dolor se calmo.  Me tomaron muestras de sangre, me hacen electrocardiograma, me hacen eco cardiograma y cuanta cosa me pueden hacer para saber que puedo tener. Tres personas sobre mi camilla tratando de calmarme. En ese mismo momento me dicen que es muy probable que sea un cálculo en mi vesícula biliar.

8:00 am

Después de haber esperado un rato con la droga y con menos dolor, me mueven para una habitación en urgencias. Allí trato de relajarme y dormir un poco

11:00 am

Después de la visita de 2 doctores en la mañana y otro ecocardiograma se confirma mi diagnostico: calculo en la vesicula biliar y que es muy probable que alguna vez en la vida me tengan que operar de eso pero que no es muy grave. La mayoría de los doctores hablaban ingles pero no muy bien hasta el momento.

Ecocardiograma

Ecocardiograma

1:00 pm

Entra una enfermera a la habitación y nos habla en alemán con aquel tono tan característico que piensas que te están regañando. No entendimos nada pero al minuto siguiente entro un señor y me movió en mi camilla y me puso en el corredor. Yo no sabia que estaba pasando pero alla me dejaron en el medio de la nada.

1:05 pm

De la nada, aparece un doctor Alemán, con una barba muy tupida, con unos papeles en la mano, muy amable y con ganas de hablar Español . Empezó hablando ingles pero luego dijo que quería practicar su español con lo que no vimos ningún problema. Lo primero que me pregunto fue que si ya había firmado las autorizaciones de la operación. Yo estaba acostado y cuando escuche «operación» mi postura pasó en 2 segundos a estar sentada. Mis ojos se abrieron y creo que mi ritmo cardiaco se aceleró un poco. El doctor inmediatamente se dio cuenta que nadie nos había mencionado nada de esto. En este momento le pedí que me hablara en ingles porque su español no era suficiente para que me explicara todas las dudas que tenía en ese momento. Con unas graficas mostradas en los papeles y sentado en mi camilla me explico todo lo que pasaba y que la operación debía de hacerse en menos de 72 horas de lo contrario podría ser peligroso para mí.

1:20 pm

Llega un camillero y me toman en un viaje de casi 4 minutos subiendo en ascensor y atravesando largos corredor de ese hospital. Un ambiente frio, desolado y acompañado de un diminuto dolor en mi barriga hacia que mi día estuviera un poco triste.

1:25 pm

Llegamos a mi nueva habitación. La número 13. Menos mal soy escéptico a la numerología. Habitación solo para mí pero con espacio para 2 personas más. Me pedí la ventana.

Habitacion

Habitacion

7:00 pm

Llega la hora de la cena pero para este pechito no hubo nada. Tenía que quedarme sin comer hasta la operación la cual podía ser el sábado o domingo. «Du nicht» (no hay comida para usted) decía la enfermera. Yo tenía mucha hambre. Solo me autorizaron tomar agua. Las ordenes me las daban en un Ingles muy Alemán ya que las enfermeras en su mayoría no hablaban bien ingles pero las manos siempre fueron útiles

En la habitacion

En la habitacion

10:00 pm

Cierro mis ojos sin tanto dolor (después de tanta droga que me habían dado) y a dormir. Un día muy largo y esperando que la operación me la pudieran hacer lo más rápido posible, dijeron que probablemente el sábado en la tarde o el domingo. Todo dependía de la cantidad de urgencias que tuvieran. Para este entonces ya tenía mis dos vecinos de habitación los cuales roncaban como lanchas en el pacifico a toda velocidad. Sin más remedio para esto, me puse los audífonos, musiquita y a dormir.

11:32 pm

Me despiertan sin saber por qué. Lo único que veo es la hora en un reloj negro posado sobre la mano de una enfermera. Ella, hablándome en Ingles me dice: «The surgery is going to be now» (La operación la van a hacer ya mismo). De Nuevo me asuste demasiado y aun mi cerebro no se había despertado para asimilar esa información. «Go to the bathroom, change your underwear for this one  and let’s go». Obedecí sus ordenes, me acosté y de nuevo por los oscuros y fríos pasillos de ese hospital.

11:36 pm

Llego al área de cirugía y acá es donde no entiendo nada. Todo el mundo hablaba en Alemán y este idioma a veces suena como si se estuvieran insultando o mentando la madre. De repente mi camilla se detiene en una habitación llena de dispositivos médicos y me doy cuenta que llegó la hora. Un doctor se acerca, me dice que es el anestesiólogo y me explica todo lo que va a pasar. Mientras él hablaba, una enfermera muy amable (que sabía que yo estaba un poco asustado) me decía constantemente «alles gut, alles gut» en Español viene siendo como, tranquilo parcero que todo va a estar bien.

12:00 am

«Ok, we are going to start» fueron las palabras que me dice el doctor posando un elemento sobre mi nariz el cual contiene los gases de la anestesia. «Imagine a very beautiful place where you would like to be», me dice el doctor y también en un tono muy tranquilo me dice que mucha gente empieza a soñar y que yo deberia empezar a hacer lo mismo. Yo cerré mis ojos y me prepare para dormir de nuevo.

Sábado 16 de enero

4:30 am

Me despierto en una sala de recuperación con el mismo dolor que tenía antes y pensé que no me habían hecho nada o que me había dejado igual. De repente me explican, al menos eso fue lo que entendí cuando me hablaron en Alemán, que ya todo había acabado y que me iban a llevar a la habitación. Me regalaron mi calculo el cual era muy desagradable pero bastante interesante ver como algo tan grande se puede formar en tu cuerpo y causar tanto dolor. En ese momento comprendí que si me habían operado.

7:30 am

Luces brillantes, enfermeras entrando a la habitación y desayunos en bandejas me despiertan. Yo estaba muy cansado y lo único que hice fue poner mis audífonos de nuevo y tratar de dormir.

11:00 am

Despierto de nuevo y allí estaba ella, a mi lado derecho con su libro. Deseosa de que me recuperara pronto. Un ángel que estuvo durante todo ese duro dolor y que gracias a ella esa experiencia fue muy diferente. Su Alemán ya ha mejorado demasiado y fue mucho más fácil comunicarme a través de ella.

1:00 pm

Puedo comer normal pero aun sigo con mucho dolor

Almuerzo

Almuerzo

10:00 pm

Me preparo de nuevo para dormir despues de un dia en el cual no pude hacer mucho con un cuerpo muy debil. La domida es muy complicada ya que no me puedo casi mover.

Domingo 17 de enero

10:00 am

La nieve sobre la ventana y el sol brillando hacen que la recuperación agilice un poco más. El apetito volvió y el dolor continua mermando. Hasta la fecha no me habían dejado bañar.

Desde mi ventana

Desde mi ventana

6:00 pm

La atención en general había sido muy buena. Constantemente me preguntaban por agua, droga o cualquier cosa que necesitara y la mayoría del personal siempre fue muy amable.

Lunes 18 de enero

10:00 am

Me visitan 4 doctores en la mañana y me examinan. Afirman que ya me veo mejor y que ya puedo salir. Yo aun no podía caminar muy bien.

11:00 am

Llega una enfermera y me dice en Alemán que necesitan la camilla en la que yo estaba para otro paciente y necesitan que me vaya. Le digo que si por lo menos puedo esperar ya que tenía muchas cosas conmigo y necesitaba que Gianna que me ayudara a cargar todo a lo cual dijo, si.

En la tarde

Salgo del hospital. De nuevo la luz del sol en mi cara, la nieve en el suelo, los arboles sin hojas debido al invierno y el frio que tanto me hacía falta. Tantas cosas tan bonitas que en tan solo 4 días de no tenerlas se extrañan. Tantas cosas que no valoramos y que sabemos que en cualquier momento las podemos perder. Fue una operación sencilla. Pero a muchos les cambia la vida drásticamente en cuestión de segundos sin haber aprovechado tantas cosas que tenemos a nuestro alrededor. Familiares, amigos, lugares, experiencias. Pensé en tantas cosas que quiero seguir viviendo y aprovechando antes de que el próximo calculo que cruce mi cuerpo sea más grande y no me deje vivir.

Berlin en invierno

Berlin en invierno

Para terminar un poco de informacion.

Este tipo de calculos se producen por 2 razones: Malos habitos alimenticios (los cuales acepto un poquito) y tambien genetica . Toca cuidarme un poco mas en el futuro de grasas y muchas otras cosas mas pero creo que voy a estar bien. Por aca les voy a dejar un video que explica el por que dan estos calculos

https://www.youtube.com/watch?v=g7hZUufpb3s

 

También te podría gustar...